Ofrecemos 230 plazas en programas de verano para personas con discapacidad intelectual en Bizkaia

30/05/2020

Atendiendo a la normativa vigente en cada momento, organizaremos actividades urbanas, salidas de día, excursiones sin pernoctación y estancias de una semana en el entorno de Bizkaia

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

La situación generada por la pandemia de Covid-19 nos ha obligado a reorientar el diseño y despliegue de nuestros servicios para personas con discapacidad intelectual. En el caso de los programas de vacaciones de verano, hemos puesto en marcha 230 plazas entre estancias de una semana concentradas en seis localidades de Bizkaia y varias actividades de día por la provincia. En total, serán 35 tandas, en grupos de seis u ocho personas usuarias y una media de cuatro personas voluntarias.

 

Nuestro Servicio de Tiempo Libre ha rediseñado el programa de actividades de verano para hacerlo adaptable a las ratios y los modos de funcionamiento que aprueben las autoridades competentes durante los próximos meses. Atendiendo a la normativa vigente en cada momento, se llevarán a cabo actividades urbanas, salidas de día, excursiones y vacaciones de una semana. La oferta consiste en 110 plazas para estancias en alojamientos de Bizkaia, repartidas en quince tandas de una semana, y 120 plazas para actividades de día, en veinte tandas de seis días distribuidos en dos semanas. Los grupos serán más reducidos que en los programas de verano de otros años y constarán de seis u ocho personas usuarias, en función de su autonomía y de sus necesidades de apoyo.

Las vacaciones de una semana tendrán lugar en hoteles y albergues de Lekeitio, Plentzia, Getxo, Sopela, Orduña o La Arboleda. Dentro de lo posible, y siguiendo las más estrictas normas de seguridad, se realizarán actividades en la línea de temporadas anteriores: playa, piscina, excursiones, paseos, terraceo, visitas a lugares de interés… y películas o juegos de mesa si el tiempo no acompaña. Del mismo modo, las actividades de día intentarán exprimir al máximo las opciones que ofrece Bizkaia para veranear. En este caso, organizadas en jornadas temáticas, con contenido deportivo, marítimo, cultural, playero, natural o urbano.

Más de 140 personas voluntarias
Las 230 plazas para personas usuarias de nuestra asociación se suman a las más de 140 personas voluntarias que compartirán parte de sus vacaciones de verano con personas con discapacidad intelectual. Este voluntariado siempre es clave para desarrollar los programas de ocio y tiempo libre de nuestra asociación, pero en situaciones como la actual, el compromiso, la solidaridad y la implicación de estas personas se hace más patente que nunca. Este año, la formación que ofrecemos habitualmente a las personas voluntarias se complementará con contenidos sobre las actuaciones y medidas de seguridad frente al Covid-19, que deberán mantener durante cada tanda.

Con esta adaptación de nuestro programa de verano, buscamos mantener el beneficio que este tipo de actividades tienen tanto en las personas con discapacidad intelectual como en sus familias. Y las limitaciones de este año no van a suponer una merma, “porque lo importante es conocer gente, echarse unas risas y desconectar de la rutina; y en Bizkaia hay sitios estupendos en los que poder hacerlo”, aseguran desde nuestro Servicio e Tiempo Libre.