Unas vacaciones diferentes

05/08/2019

Las personas usuarias y voluntarias de nuestro Programa de Verano comparten dos semanas plagadas de experiencias y aprendizajes

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Las #vacacionesGorabide reúnen cada año en varios destinos de veraneo a más de 400 personas con discapacidad intelectual y a unas 140 personas voluntarias. Las experiencias que se traen, coinciden en destacar el buen rollo, la diversión, las amistades… y también el aprendizaje y el apoyo mutuo.

Este ha sido el primer año que Garbiñe y Edgar han ido de vacaciones en pareja, dentro de nuestro Programa de Verano. Y han vuelto a coincidir con Ohiane y Mikel como personas voluntarias, igual que en otros años. Hablan con cariño y emoción de personas usuarias, monitoras y monitores de otros años. Y describen con entusiasmo lo que han vivido este verano.

“Te reencuentras con gente, hablas de cosas nuevas… También aprendes a tratar con personas con diferentes discapacidades o dificultades para expresarse…”, explica Garbiñe. “Ya… cuando estamos de vacaciones, veo que estáis pendientes del resto y os ayudáis mucho mutuamente”, asegura Mikel.

“Los monitores estamos para ayudaros en cosas en las que necesitáis apoyo, y dejaros hacer y deshacer lo que queráis con vuestras vacaciones”, añade Ohiane. “Gracias a eso, conozco sitios nuevos, comparto experiencias nuevas…”, detalla Edgar, aunque precisa: “También me gustó estar en Barcelona por segunda vez, porque ya había ido con mis padres, pero mejor con los amigos, jajajaja”.