Diferentes motivaciones para hacer voluntariado

22/04/2024

Empezar a hacer prácticas en nuestra asociación, vernos en alguna actividad o ser familiar de una persona usuaria pueden ser la puerta de acceso para colaborar en nuestros grupos de Ocio y Tiempo Libre

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail
  • Nico Fernández entrena al equipo de baloncesto Lehoiak Gorabide: “Conocí Gorabide en segundo de bachillerato a través de la asignatura de participación social del colegio Esclavas S.C.- Fátima. Debíamos cumplir unas horas de trabajo social y me surgió el interés de conocer más a fondo el colectivo de personas con discapacidad intelectual y la asociación Gorabide. Quedé muy satisfecho con la acogida y trato tanto de los profesionales como del propio colectivo y decidí quedarme hasta hoy, que sigo colaborando como voluntario en el equipo de baloncesto. Lo que me ha motivado a continuar en la entidad son el trato y las facilidades que ofrecen respecto al horario de colaboración, y que las personas usuarias siempre están pendientes de ti, sin un mal gesto ni enfados, y se preocupan por ti y te respetan”.


 

  • Lourdes de Juan colabora en el centro de ocio de Uribitarte: “Hace ya unos cuantos años que conozco al grupo de personas que forman parte de Gorabide Korala porque, al igual que ellos, yo también canto en un coro de la Sociedad Coral de Bilbao y compartimos directora. Hemos tenido la suerte de cantar los dos coros juntos en varias ocasiones, y siempre ha sido una experiencia preciosa. Por este motivo, me he animado a colaborar como voluntaria, por si puedo aportar algo pero, sobre todo, porque creo que tengo mucho que aprender de todas estas personas. Conforme vaya aprendiendo, supongo que podré aportar mejores cosas que es lo que me gustaría conseguir”.


 

  • Carla Cobo es voluntaria en el club de Barakaldo: “Mi tío es usuario de Gorabide, así que desde pequeña conozco la asociación. Un día, mi madre leyó en voz alta un correo electrónico en el que se solicitaban personas voluntarias para los clubs de tiempo libre. Pensé que, sabiendo esto, no podía mirar para otro lado, ya que regalar un poco de mi tiempo era muy importante para que estas personas pudieran disfrutar de actividades con sus amigos. Después he descubierto que son ellos los que me han hecho el regalo a mí”.